lunes, 1 de marzo de 2010

¿HOY INCUMPLÍ LA LEY?


Por Luis Sexto
Vengamos a hablar de la conciencia. De esa lámpara que nos alumbra adentro y permite sentirnos y reconocernos como individuos racionales. Y si nos adentramos en el concepto de la conciencia, habremos de estimar, pues, que cada día es como un tribunal. Cada día, tendrá uno que preguntarse qué hice mal y qué hice bien. Amontonar jornadas sin que, como mínimo, adelantemos unas pulgadas en el mejoramiento humano, resulta una cuenta estéril.
No intentaré hacer filosofía, como alguien me dijo cuando hablé de la esperanza. La esperanza –repito- no es asunto de la filosofía, sino más bien de la política. Creo que lo demostré. Y ahora discurrir sobre propuestas éticas tampoco implica echarse al aire y apartarse de lo concreto. Hecha la aclaración, sigamos. Algunos hallan la clave del mejoramiento en el ascenso profesional, en la obtención de bienes materiales. Está bien. Es legítimo perseguir el bienestar por medios legítimos. Incluso, resueltas básicas necesidades materiales, el ser humano se halla en mejor actitud para el perfeccionamiento de sus valores. ¿Claro? Es verdad de manual. Pero reduciendo, deteniendo mis intenciones en un punto focal, quisiera preguntar si cada día nos preguntamos lo siguiente: ¿Hice algo para respetar las leyes; incumplí alguna o evité que alguno las incumpliera?
Ya se ve. Estas preguntas no son ociosas. Estamos tocando un área adolorida. Si un sector de la conciencia social ha sufrido los desajustes del período especial, es el jurídico. La conciencia jurídica. ¿Hemos reflexionado sobre cierto menosprecio por las leyes, por la legalidad? Sí. Nuestros medios sociales insisten en que hemos de respetar la legalidad. Pero, según mi modo de ver, el rigor recae sobre cierto tipo de legalidad. Aquel que se relaciona con los recursos materiales del Estado. Y se olvida que cuantos han de velar por la legalidad, tienen también que cumplirla.
Que nadie se ponga en guardia. No voy a generalizar, ni aludir a alguien en concreto. Pero uno nota, sobre todo cuando está en contacto con la ciudadanía, que la conciencia jurídica en ciertas personas se ha diluido. Recientemente supe –y estoy siguiendo el caso desde mi óptica periodística- que un anciano de 86 años sufre los golpes de una legalidad irrespetada. Tiene en su poder títulos, sentencias, resoluciones, incluso los nuevos inmuebles, para efectuar una permuta obligatoria y resolver así litigios domésticos, y cada vez que la dirección de la Vivienda se aparece para aplicar la decisión de los tribunales y la fiscalía, alguien se interpone y lo impide.
Esa es una anécdota. Pero conozco muchas más. A veces, las propias instituciones encargadas de aplicar la ley, se niegan… cuando son, sobre todo, personas naturales las afectadas en sus derechos. Hay que comprenderlo definitivamente: la ley es la garantía del orden y del desarrollo social y económico. También fundamento del consenso político. Es verdad -y uno se moriría defendiéndola- que la Revolución es fuente de derecho. La Revolución. No el revolucionario. Los revolucionarios hemos de cumplir la ley. Como cualquiera. Y preguntarnos, cada día: ¿la respeto; la hago respetar?

6 comentarios:

La Mano Amiga Internacional Inc dijo...

El ser humano es un ser complejo,en virtud de su razón y ésta concatenada a su voluntad.Es por ello que las leyes le son necesarias como guia de condecta.La conciencia juega como resorte de analisis y de reflexion de los conceptos y de las ideas que le surgen como resultado de la realidad que vive en un momento dado.
Asi el hombre en colectividad,como ser social necesita el imperativo categórico de las leyes, y lo hipotético de las mismas segun las circunstancias.}No puede olvidarse que el mismo que está llamado a cumplir las leyes es el mismo que las hace, es decir ,el hombre mismo.a exepción de las leyes naturales, que escapan a su dominio.
Si en Cuba han de cumplirse las leyes,como imperativo categórico,es cosa de aceptarse como un oráculo cuasi divino.Es asi en todas partes donde los hombres conviven en unidad.
Pero,las leyes para que sean obedecidas deben de ser contingentes,deben de ser aplicdadas en base a la razón y, por consiguiente a la voluntad y por lo tanto al concepto de lo que es bueno y de lo que no lo es.La ley en si mismo tiene que ser racional,debe buscar el bien comun a base del orden y de la felicidad,del bienestar de del que la cumple.Nadie puede estar como guardian a sus puertas, a lo Kafka, sino como un feliz cumplidor de las mismas por que son justas.
Por eso cuando las leyes sobran se han de quitar, pues carecen de sentido si las consdiciones objetivas cambian, y se hacen gravosas y yugos difiles de llevar.Habria que preguntarse si la ley de la permuta caen en las leyes ya dicha que sobran en Cuba.
No solo en el judaismo,la Thorá se hace incumplible por sus multiples e interminables dispociones, sino el Nomos,de los griegos, se constituye en cadenas que atan demasiado a los que estan sujetos a ellas.
Hay que ir aún mas allá del espíritu de las leyes,esto, es,a su verdadera conveniencia en un momento dado de la historia.

Cuando Machado se cantaba un estribillo,"El pueblo comiendo harina, y Machado poniendo leyes".Esto por supuesto no quiere decir que las leyes han de ser menospreciadas, sino que nos recuerda que, como decia Mella:"Que no se puede gobernar por decretos".

El menosprecio de las leyes, se dan en tesitura del desconocimeto, que por cierto no exime de responsabilidad criminal, y por la abundancia de las mismas, ó su inoperancia,para ser guia DE LA CONCIENCIA SOCIAL.
Hay que hacerse varias preguntas,una de ellas es la siguiente: como puede regirse la conducta juridica de las religiones en Cuba con una ley de la colonia, que reconoce como unica religión válida a la católica?.como tener que pedir un documento para poder trasladar un bien de una propiedad de auna casa para otra?
Hemos de analizar que el individúo es un sujeto complejo y su tgobernabilidad no puede ser alcanzada solo por la legislacion de leyes y reglamentos.

désele oportunidad a la iglesia cristiana y otros grupos religiosos en la dirección directa de las instituciones sociales,Hogares de ancianos, centros de rehabilitación,club juveniles y en fin, más espacio dentro de la sociedad y ya se verá que no haran falta tantas leyes, que a la postre son imposibles de cumplir como ya dijo Cervantes en el Quijote.

Rev Leonides Penton Amador

Anónimo dijo...

Mano amiga, ya en Cuba no reige la ley colonial que erige a la Iglesia Católica como la única, la oficial. La constitución cubana, luego de la reforma de 1992, es laica: todas las religiones e iglesias son iguales ante la ley y el Estado. Lo demás, puede caer en la esfera de la política.

Gualterio Nunez Estrada. dijo...

Bueno, anonimo, los cubanos por la constitucion podemos ser laicos por convicciones personales y la ley biblica del libre albedrio. Ni ante Dios, ni ante nadie, estamos obligados a profesar fe alguna mucho antes que se aprobara la consitucion de 1992. La mayoria de los dirigentes insurreccionales cubanos eran masones, pero, su formacion, tal y como la de los actuales dirigentes cubanos,en la educacion de su identidad y nacionalidad, derivo de la accion pedagogica de la Iglesia Catolica Cubana que moldeo nuestra cultura eternamente vinculada a Espana,El Vaticano, y a traves de la metropoli cultural, a toda Africa. Podemos ser ateos, pero,la base de nuestra idiosincracia no es atea ni mucho menos, es catolica, aun en los protestantes de influencia anglosajona. Lo mismo pasa con el estado cubano y la Revolucion Cubana, usted puede estar de acuerdo o no, pero la base de las conquistas sociales que se derivaron de la Revolucion de 1959 usted no las puede eludir ni siquiera emigrando del pais si recibio sus beneficios como lo son la educacion, la salud, el acceso a la cultura y la posibilidad de haber nacido vivo en un pais pobre, aislado y pequeno del caribe. Si usted mira lo que pasa en America Latina con obreros y campesinos dependiendo de sociedades que descansan, fundamentalmente, en el caotico e irresponsable sector privado, sea Ud. de derecha o de izquierda, tiene que reconocer que no hay, ni habra otra opcion para Cuba, una vez que le corto la cabeza al maja, que desarrollarse manteniendo las bases de esas conquistas, y eso lo entiende cualquiera, hasta el gato, si comparamos la capacidad de reaccion del estado cubano ante epidemias y desastres naturales con paises ricos, como paso en Estados Unidos cuando el Katryna o como ha pasado con millones sin casa y sin empleo por crisis economica, de ahi viene lo que plantea Luis Sexto en el articulo, el que usted se considere revolucionario o no, con meritos o no, no le da derecho a pisotear, maltratar o poner en peligro la conquistas del estado cubano a partir de 1959, usted tiene el derecho de aplaudir o disentir, pero, tiene que respetar las leyes que le garantizan estabilidad juridica a todos los ciudadanos cubanos sin excepcion de ningun tipo sine qua non las famosas conquistas se van a pique aun en manos de los que se consideran "revolucionarios" pero no cumplen con la ley y esto es de mayor rigor en los militantes del Partido y de la UJC por su vinculo directo y responsabilidad ante el estado y los organos de fiscalia.
Para muestra un boton: mi esposa conversaba con una latinoamericana de un pais grande y poderoso de America Latina y cuando le dijo que en Cuba le dieron la "maternidad", ella, sorprendida le pregunto: "Maternidad", "?que eso?" En su pais era parir y enseguida volver al trabajo, sin ningun tipo de consideracion para la madre, ni supervision de medico, porque incluso el estado no le garantizaba un hospital para parir.
Precisamente, los problemas que confrontamos con grupos de opositores, se derivan en parte de la propia violacion de leyes, la anarquia de comportamiento por muchos que se dicen o se creen "revolucionario" y con su anarquia dimensionan situaciones politicas de menor envergadura y de la cual se aprovechan muchos negociantes en el exterior, sea para aumentar ventas, hacer recaudaciones o desarrollar politicas opresivas contra America Latina "usando" el caso cubano, y ese, mas que el opositor, es el verdadero enemigo interno, la quintacolumna solapada y oportunista que le hace la vida agria a la poblacion en general.

gdscks dijo...

Luis;
El tema que usted trata hoy es demasiado amplio y complicado para enfocar con esa rigidez academica.
Es casi un analisis cuantitativo de la conciencia. Primero que todo recuerde que ningun malvado es consciente de su maldad. Se de sicarios policiales que han sido amantes padres, esposos, vecinos...Y sobre todo que para cualquier analisis de conciencia es necesario sobre todo una identificacion con el objeto en cuestion. Usted ni siquiera piensa en la conciencia cuando actua en contra de algo o alguien que odia o desprecia. Aquellos santos varones y pias damas que esclavizaban a otros hombres por el color de su piel jamas se tomaban el trabajo de considerar por un rato los males que causaban. Y ha servido en bandeja de plata el festin a La Mano Amiga Internacional para expresar que toda obra altruista debe ser confiada a la fe. Parece que no es suficiente para el la historia.
El unico remedio para la conciencia es la responsabilidad social; el contrato entre el individuo y la comunidad...
Gracias, senor Penton por su sugerencia, pero no, gracias...

Gualterio Nunez Estrada. dijo...

gdskcs:El contrato social en Jhon Locke, el medico y filosofo ingles, que rebasa el presupuesto del espiritu de las leyes en la Revolucion Francesa y con mayor alcance de masas en la aplicacion de medidas sociales por los estados y las empresas que el Codigo Napoleonico o el de corte inglesa o el norteamericano de precedente legal o el que se deriva del modo de produccion asiatico, Jhon Locke, nunca se ha aplicado a cabalidad en forma de sociedades participativas, sino a medias,por temor politico, debido a que ya que a raiz de la Primera Guerra Mundial se produce el surgimiento del comunismo en Rusia con Lenin a la cabeza de un estado obrero y campesino, sin embargo, la historia nos dice con el desmeregue ruso, y a posteriori, con la actual crisis economica norteamericana y de Europa occidental, que no podemos tener fe en que la relacion entre las masas como forma politica y el estado, en este caso, el consumo indiscriminado de bienes materiales, sean garantes de por si de un tipo de formacion economico estatal, ni en la sociedad comunista, ni en la capitalista, todavia hay mucho que investigar sobre la relacion entre el estado y la Revolucion y el estado y status quo de las clases para afirmar que tenemos fe en el estado, por ejemplo, un estado no aguanta un cataclismo como el de Haiti a solo ocho metros de la superfice en el centro de la capital por muy organizado que este si no tiene una conciencia previa de que puede desaparecer en cualquier momento. Yo soy un hombre de fe, yo tengo fe en Cristo y en mi inglesia Catolica pero veo que vivimos en estados inseguros, tengan la orientacion que tengan, en un mundo inseguro y en un planeta inseguro por cambios geologicos y por irresponsabilidad del hombre, yo tengo fe en Dios, tengo fe en otra vida, pero estoy conciente de que si se produce un error y se pierde la tierra, ni Dios, ni miles de biblias obraran para detener ese proceso del cual Dios no es el responsable, ni la inteligencia de la naturaleza, de los fragmentos dispersos de la tierra surgira la vida en otros ambito del espacio y volvera a nacer una especie conciente y la vida se perpetuara nuevamente. Ademas, la sociedad actual no requiere de un estado Sherif,ni de un estado Robin Hood,si hablamos de compromiso social entre el estado y el individuo, requiere de cooperacion y participacion por area y control de armas de destruccion masiva que pueden sacar la tierra de su eje mil veces mas que lo que lo hizo el terremoto de Chile.Yo jamas comprometo mi fe pensando que Dios va a detener el tren si parqueo el carro en la via ferrea, ni doy por sentado la invulnerabilidad de un estado, ni me pasa por la cabeza que la tierra tenga que permanecer habitable pase lo que pase. Yo pienso que la tierra puede quedar inhabitable por mucho que oremos en las iglesias, sin una conciencia objetiva y pragmatica de respeto a la creacion.

La Mano Amiga Internacional Inc dijo...

Creo haber entendido que,un participante de este blog,píensa se me ha servido en "bandeja de plata"cierta condesendencia a un pensamiento o varios en el sentido de que la iglesia ha de tener el monopolio de la obra social en Cuba y, muy dinámicamente, se exclama:"!No eso no Sr. Penton!".
Mi pretensión no llega hasta ahí.Pero he de aclarar que hablo con cierta experiencia,cierto pragmatismo que,me hace pensar que no estoy muy errado en mi reclamo de una actividad participativa en el conjunto de las responsabilidades ciudadanas, que de cierto es algo que nos obliga como individuos y entes que conformamos una nacion.
En cierta ocación,tuve la oportunidad,de comenzar una obra social en la ciudad de Manzanillo,despues de una lucha cubana, no contra los demonios,sino contra la concepción errada de que todo tenia que venir de "arriba"Y, paradoja de la vida,de "arriba vino"ya que se comenzó un hogar para ancianos en el nuevo Mazanillo, con los ancianos que este servidor recogió de las calles.
La iglesia debe y puede realizar un trabajo social en si de por si,porque esta es la esencia misma del cristianismo entendido correctamente.

Rev Leonides Penton Amador